Aleks lanza a Syntek al escenario

En una lucha por renovarse en la música, el cantante cambia de disquera
Nov 15 2012

En el mundo de Aleks Syntek hay cabida para la experimentación, la generosidad, pero también para “darse un gusto personal”.

Así defininió el cantautor su último disco, Syntek + Syntek, ya a la venta, en el cual regresó a sus orígenes: el sintetizador y la influencia de bandas de los años 80 y 90 como New Order, Vangelis, Depeche Mode, Tears for Fears. OMD, entre otras.

“Quise hacer algo a mi medida, aprovechando el cambio de disquera, quien me dio mucha libertad para hacer este disco”, dijo en conferencia de prensa el músico, quien se dio a la tarea de cambiar todo en él: desde su nombre artístico, look, sonido y espectáculo en vivo.

“Fue una variación que quise hacer, porque aparte le da más contundencia y sintetizar mi nombre; no es que tenga problemas con ello por mi cambio de compañía, tanto él como La Gente Normal son marcas mías, pero quise experimentar; si gusta tal vez lo deje un tiempo”, dijo el cantautor, que también prepara un show galáctico para su conciertos en vivo.

“Visualizo mi concierto como un show en dos partes: la primera con los éxitos de mis primeros discos como Lindas criaturitas y las canciones que la gente quiere oir de mí, pero con un concepto tipo nave espacial, muy futurista, al estilo Star Trek, rodeado de sintetizadores; la segunda más orgánica, con piano, músicos, más cálido y rockero para interpretar lo más reciente, tener dos experiencias en una”, detalló.

El espectáculo empezará a presentarse a partir del próximo año, pero en la capital proyecta presentarse en abril, en el Auditorio Nacional.

Regalos y dedicatorias

Al igual que en sus dos producciones anteriores, Syntek planea “regalar” a sus seguidores una edición de colección en un vinil, en un reelanzamiento posterior del disco, que entre los 12 tracks que lo conforman tiene dos dedicatorias.

“Al igual que en ‘Amalia’, que dediqué a mi abuela, aquí está ‘La despedida’, tema para mi padre, quien se fue de la casa siendo niño y tuvo otra familia, entonces cuando murió me dijo que ‘lamentaba mucho no haber estado con nosotros y habernos dejado’. La vivencia y emociones que me generó las plasmé en esa canción, que decidí dividir en dos, como en su momento hacía Alan Parsons Project”, explicó Aleks.

La segunda, “Las euforias de la red”, toca un capítulo polémico en la vida del tecladista. En 2010, cuando escribió el Himno del Bicententario, fue blanco de críticas en su Twitter.

“Se decía que dejaba mi cuenta, pero ni loco de dejar un millón de followers que tenía. Lo que sucedió fue que dejé de tuitear, mientras se enfriaban las cosas”, explicó.

Fuente: El Universal